En resumen, era un robo; ahora un poco menos.
Cuando vivía en España me quejaba que en Europa se pagaba mucho más que en USA, siempre igualando €uros y $ dólares. Pero es que el año pasado, en 2012, en Colombia veía que las cámaras de fotos eran un 50% más caras que en España! Y todo por culpa de las Aduanas colombianas que son aún más ladrones que en otros países. Una Nikon D7000 en España valía 1000€ y en Medellín 1500€ !

Descartando comprar cámara nueva, iba a seguir amortizando la genial D80. Pero estaba interesado en comprar algunos accesorios de iluminación, un caja de luz octogonal, y un par de flashes chinos, pero aún no conocía tiendas que vendieran ese material en Medellín (ahora sí). Qué alegría cuando supe que iba a entrar en vigor el TLC (Tratado de Libre Comercio) entre USA y Colombia, que implica que miles de productos de ambos países quedan libres de aranceles (impuestos) al importarlos.
Esperé hasta el 15 de mayo que se aprobara. Mi intención era comprar material en una web de Estados Unidos y confiar en no pagar aranceles… Quise confirmar mi suposición, pero todo intento fue en vano. Hasta me leí el decreto de varias docenas de páginas intentando averiguar si comprando material fotográfico por internet quedaba libre de impuestos… Intenté hablar con funcionarios de la DIAN (Dirección de Impuestos y Aduanas Nacionales de Colombia) y como no tenían nu p*ta idea me remitían a que me leyera el decreto de mil páginas. Total, que me arriesgué y compré varias cosas que necesitaba para empezar a trabajar como fotógrafo.

A los pocos días, llega UPS y mi sorpresa cuando me entregan una carta y que tengo que pagar de impuestos 350.000 pesos (186 dólares) por una factura de 882 dólares. Es un 21% ! Cabrones, si yo ya he pagado el IVA en origen y un dineral por el envío. Sabía que el pedido iba a pasar por Aduanas por enviarlo por courier (transporte urgente), pero la web solo tenía ese método de envío.
O pagaba, o retenían la mercancía. Decidí por el momento no pagar, y hablar con alguien de UPS a ver si me explicaba esa cantidad, y qué pasaba el TLC. Pues adivinad, la señora de UPS que me atendió al teléfono fue quien más información me dio sobre el tratado ése, y en resumen dijo que para el ciudadano no aplica; es para grandes empresas importadoras. Y lo peor y más importante, solo aplica a productos FABRICADOS en USA y Colombia. O sea que ya me diréis qué productos fotográficos fabrica USA, ya que como sabemos casi todo se hace en China y alrededores. Mi gozo en un pozo.
Pensé que un 21% era un robo. Pero es que compré en otra web pero de Hong Kong: y en el 1er pedido de 261 dólares, me cobran 94 de impuesto, es un 36% ! pero es que en el 2º pedido me cascan 81 dólares en impuestos de una compra de $194 (conseguí que declararan menos), eso era un 41% !! malditos hijos de p*taaaa.
Y luego se quejan los gobiernos que hay contrabando… con razón!! Con semejantes impuestos qué esperan!

Si lo llego a saber, para acabar pagando lo mismo o más, compro las cosas en Medellín.
Ley de Murphy, después del “robo” hablo con gente y me dicen que por qué no usé los correos “brujas”… Mi cara de tonto, qué narices era eso. Ni más ni menos que gente que se dedica a importar cosas de USA saltándose las Aduanas (o sobornándolas, no sé). Pero prefiero no arriesgarme a que me digan “se perdió su caja”…
Para mi sorpresa, esta semana (Agosto 2013) pregunto precios en una tienda fotográfica en Medellín, y la Nikon D7100 la tienen en 2.900.000 pesos (1154€). En Barcelona la tenían a 1100€ lo más barato, o sea que la fotografía cada vez es más asequible en Colombia. Desgraciadamente, el poder adquisitivo no, pero ése es otro tema…

Y para finalizar este aburrido artículo, una anéctoda más, y prueba de los ladrones que son en las Aduanas colombianas. Aunque estoy convencido que también los son en muchos otros países…
Tuve que descartar el traer mi querido equipo de flashes Bowens de España, ya que las agencias de transportes me advertían que iba a pagar un 50% de valor declarado ! Y tendría que declarar todo ya que el seguro cubre lo que declaras, no podía arriesgarme.
Pero es que el colmo fue encontrar en MercadoLibre (el ebay latino) un anuncio de un equipo de iluminación, y ver que el vendedor decía que estaba retenido en Aduanas!! Es decir, los muy malparidos habían requisado ese equipo (supongo que habían pedido al propietario una cifra desorbitada para entrarlo al país) y los funcionarios lo estaban vendiendo descaradamente.