730 días, que se dice pronto, desde que puse fin a mi viaje de mochilero… Dos años sin escribir en el blog… Y eso que recibí muchas felicitaciones por éste. Con lo malo que era haciendo redacciones y escritos en el cole… Pero un viaje así, descubriendo un mundo totalmente diferente al mío, no es difícil encontrar motivos y aventuras.
En un cambio de hosting no recordé reinstalar WordPress y restaurar el blog, y pasaron los meses hasta que me di cuenta que no era accesible. Además Facebook ha ido sustituyendo los blogs de mucha gente. Por cierto, éste es mi perfil, si queréis enteraros de las novedades fotográficas y de este blog que tengo intención de seguir escribiendo.
Para los más perdidos, clicando aquí accedéis a la sección VIAJES de mi web y así ver en tamaño XL las mejores fotos. Es que si ves las imágenes del blog desde la pantalla de un netbook de 10″… todo se ve más grande, pero vistas desde mi Macbook de 17″ qué miniaturas.
En todo este tiempo, la gran novedad es que decidí irme a vivir a Medellín (Colombia). Estuve bastante tiempo dudando si mudarme a México o Colombia. Viendo que la situación en el 1er país iba empeorando, y en el 2º supuestamente iba mejorando… Y además siempre mantuve contacto Elianna, casualmente la última chica que conocí en el viaje, en Riohacha, en el norte de Colombia, quien es mi actual pareja. También influyó que Diana, la chica por aquél entonces encargada del hotelito 61prado, me ayudara con la VISA (permiso de trabajo).
De Espana a Colombia
En breve escribiré cosas de Colombia, y de Medellín.